Cambio de actitud: Las 3 cosas que hice para que mi vida cambiara totalmente

Escrito a mano por Vic Blázquez

SIN LA REGLA 369

Este artículo forma parte del blog antiguo y por eso no sigue la regla 3·6·9

Puedes comprpobar la diferencia leyendo el nuevo blog.

Descubre la regla 369

Si estás aquí es porque tu vida va mal. Si tu vida va bien no pierdes el tiempo leyendo artículos así, te dedicas a otras cosas. Que tu vida vaya bien o mal, no significa nada, no eres mejor o peor. Lo que sí que va a hacer que seas mejor o peor es tu cambio de actitud.

Hablar de cambio de actitud siempre pone alerta. La palabra cambio… implica reconocer que algo en ti falla, si todo va bien no lo tienes que cambiar, si tienes que cambiar no todo va bien. Y la palabra actitud es algo demasiado personal. Es como si alguien te señalara y te dijera “tú no vales”. Pero no, no es nada de eso. Cambiar de actitud significa dejar de lado una serie de costumbres y cosas que hacen que vayas a trompicones por la vida.

Tienes que saber cual es la actitud que tiene la gente más increíble de este mundo

Lo que tiene la gente increíble

Hay algo que tiene la gente increíble y que muchos no saben ni que lo tienen. Cuando hablo de gente increíble me refiero a esa gente a la que le va bien la vida, tienen lo que quieren y disfrutan de ello. Todo el mundo quiere ser increíble pero la mayoría se centra en lo superficial. Siempre me ha sacado muy de quicio que muy poca gente se centre en lo esencial, en el núcleo de todo.

Lo que tiene la gente increíble es una actitud increíble. Sí, tan simple y difícil como eso. Te pondré algunos ejemplos para explicarme:

  • Saber cómo enfrentarse a un problema en vez de quedarse bloqueado.
  • Aprovecharse de las oportunidades.
  • Controlar el miedo.
  • Decidir su futuro.
  • Pensar por si mismo.
  • Saber generar dinero.
  • Caer bien.

Esto son solo unos ejemplos de una lista gigantesca. No caigas en el error de creer que esto se trata de cómo caer bien, cómo generar dinero, cómo pensar por ti mismo… ¡NO! Eso son las cosas superficiales. Olvídate de eso. Esto se trata del núcleo, de lo más profundo de tu ser. De tu actitud.

Así que si no tienes ciertas cosas que te gustaría tener, es una cuestión de cambio de actitud. Si quieres una casa preciosa, tus materiales para construirla tienen que ser buenos y resistentes, esa es la actitud.

El cambio de actitud que te mereces

La gente que consigue lo que quiere tiene ciertas cualidades que yo voy a explicarte a tenerlas. No porque yo sea alguien especial, ni porque me crea mejor que tú. Te lo voy a explicar porque soy muy observador, y me he dado cuenta de ciertas cosas que he probado en mí y me han funcionado.

Primer cambio de actitud: Perseverancia

Empecemos por lo primero. Lo más complicado de todo. La perseverancia. Si tu actitud fuera como una pirámide lo primero que tienes que tener en cuenta en tu cambio es la perseverancia.

Perseverar significa que cada día de tu vida cumplas con lo que te acerca a lo que quieres. Es decir, que cumplas con tu trabajo, o con tus sueños, o con tu búsqueda, o con tu entrenamiento o con tu lo que sea. Cada día de tu vida. Y eso es lo complicado de esto.

Va a haber días en los que tengas pereza, en los que tengas miedo, tengas otras cosas que hacer, aparezca el desánimo, te propongan un plan mejor o mil y una historias. Ahí es cuando el mundo te pone a prueba para comprobar si realmente tienes perseverancia o no.

Ya que no quiero hacer un artículo gigantesco, no voy a detallar aquí la perseverancia pero sí que te voy a dejar un artículo dedicado solo a ello. Así, si no tienes tiempo puedes seguir leyendo y si quieres saber algo más puedes hacerlo con este artículo:

Leer artículo sobre perseverancia

Segundo cambio de actitud: Paciencia

La paciencia va de la mano de la perseverancia. La vida no es como una película así que no todo te va a ir bien. Van a haber cosas que ni siquiera crees que puedan suceder y que van a acabar sucediendo. Puede que en 1 mes consigas perder peso (por ejemplo) o puede que tardes mucho más. Puede que te arruines. Puede que te deje tu pareja. Puede, puede y puede pasar mil cosas. Y solo con paciencia y creyendo que lo que quieres llegará, lo vas a conseguir.

Este sería el segundo escalón de tu pirámide para el cambio de actitud. Y es el que va a hacer que el primero sea posible. Vivimos en la época de lo rápido, lo instantáneo. No esperamos para recibir un mensaje, no esperamos para poder hablar con gente de la otra punta del planeta y no queremos esperar tampoco para conseguir cosas. Por eso la gente increíble triunfa. Porque trabaja sin parar y no pierde la paciencia. ¿Vas notando su secreto?.

Tener más paciencia es cuestión de mentalizarte en que antes o después sucederá. Hablamos de un cambio de actitud por lo que esto es cuestión de decirte a ti mismo «lo voy a conseguir antes o después».

Leer artículo sobre paciencia

Tercer cambio de actitud: Eficacia

La eficacia se resume en ser bueno en lo que hagas. Cuando no eres eficaz, tardas mucho, dudas o simplemente lo haces a medias o mal. La gente increíble no. La gente increíble lo que hace lo hace bien. Y no es por un bien divino ni es porque hayan nacido así. Simplemente, se esfuerzan y dejan de lado esa voz que les dice que es mejor ver la televisión que trabajar.

La pereza es el peor enemigo para alguien que quiere tener la vida que quiere. Es lo que te frena hasta tu objetivo y es justamente lo contrario a la eficacia. Esta es la tercera parte y sin ella la pirámide no está completa. Es como una casa sin tejado. Por muy bonita que sea, cuando llueva, se echará a perder.

Es el último paso en tu cambio de actitud y es en el que más gente falla.  Hay mucha gente perezosa, sin ganas, sin fuerzas… y nunca llegan a ser eficaces. Y para que no te pase a ti he preparado un artículo sobre ello:

Leer artículo sobre pereza

Esa es una parte de la eficacia. La otra parte es hacerlo bien. Alguien que hace algo de forma eficaz lo hace bien. Aquí no hay teoría que valga. No hay ningún truco que te sirva más que ponerte manos a la obra sin parar hasta que seas bueno en lo que seas. (Para ponerte las cosas fáciles puedes leer este artículo sobre hacer las cosas bien:

Leer artículo sobre hacer las cosas bien).

Mándame un mensaje

En este blog no hay comentarios. Cada semana contesto por email los mensajes que me enviáis con un café y una sonrisa.