La teletienda de la psicología basura

Escrito a mano por Vic Blázquez

SIN LA REGLA 369

Este artículo forma parte del blog antiguo y por eso no sigue la regla 3·6·9

Puedes comprpobar la diferencia leyendo el nuevo blog.

Descubre la regla 369
Tema: Experiencia Personal

psicologiabasura

La psicología basura y la comida basura se basa en exactamente lo mismo.

Tiempo de lectura de este post: 4-7 minutos.


Hace un par de semanas por twitter @reflex82 me pidió que hablara sobre la psicología vacía y los mensajes positivos que no funcionan. Lo primero que me vino a la mente fue una idea que llevaba tiempo rondándome en la cabeza: la teletienda de la psicología basura. Así que le dije que en un par de semanas tendría un artículo hablando sobre el tema y aquí está.

La psicología basura es igual que la comida basura o la televisión basura, tiene muchos seguidores pero no es buena para la salud. Además, al igual que la comida o la televisión basura, la psicología basura también está de moda por lo que es fundamental que sepas a quien creer y a quien no, o al menos, sepas a quien me creo yo y a quien no me creo según mi experiencia y así puedas decidir con mucho más criterio.

La gran teletienda

La nueva teletienda ya no está en la televisión, está en Internet. Al igual que en la televisión cientos de tíos que no conoces y que sonríen mucho te prometen por muy poco precio algo que parece traído del siglo XXII. De esos tíos ya hable en otro artículo por lo que hoy me voy a enfocar en los productos en sí. En la información que muchas veces es más perjudicial que los gurús imbéciles.

Los productos que se venden en Internet no tienen calidad. Hasta hoy, nada de lo que he encontrado en Internet merece la pena pagar por ello. Hablo de ese contenido de autoayuda o psicología de un autor que nadie conoce y que te ofrece cosas maravillosas. Por eso, ya sea porque hay mejor contenido gratis o ya sea porque es auténtica basura, el contenido de Internet en español es bastante pobre.

Los productos de fuera de Internet no tienen porque tener calidad. Ya sea en modo de blog, artículo en Cosmopolitan o FHM, foro, libro o cualquier otro lugar hay cientos de expertos diciéndote que hacer con tu vida. Esto es igual que cuando vas conduciendo y entre tu madre, tu hermano y un amigo te marean diciéndote cada uno un camino distinto. Puede que pienses que yo también formo parte de uno de esos expertos de la autoayuda pero en verdad soy un escritor que cuenta su forma de vivir. Yo no me quiero dedicar a la autoayuda, yo me quiero dedicar a la literatura.

No existen las soluciones milagro. No hay un supermétodo dónde hacen falta 3 libros y 5 DVDs para explicar cómo aumentar la autoestima, cómo aplacar los nervios, cómo ser más extrovertido o cómo hacer más amigos. Todo suele ser mucho más sencillo y esos supermétodos existen para sacarte el dinero.

Olvida las frases positivas. Se ha demostrado tras estudios de campo que las personas que repiten frases positivas triunfan menos que las que no las usan. No es algo que me invente para quedar mejor, en su libro 59 segundos, Richard Wiseman habla sobre ello adjuntando bibliografía. Si lo que quieres es ser más positivo tienes un artículo sobre el chocolate y la mierda que te va a encantar.

Hay que escapar del buenrollismo. Ese lenguaje dónde todo es color de rosa, dónde con una sonrisa y una buena actitud todo se soluciona y dónde buscan tu lado bueno y tu compasión para endosarte cosas que no necesitas debe desaparecer. La vida no es justa, las personas son imbéciles y debes espabilar y luchar en vez de buscar soluciones buenrollistas. Tu buenrollismo alimenta la psicología basura.

No creo en el destino ni en las energías. Creer que el universo se confabula para que todo vaya bien o mal no es mi estilo. Depender de otras cosas en vez de tu capacidad para conseguir lo que quieras es una actitud imbécil. El destino no te va a ayudar, las energías no te van a ayudar y cualquier cosa que no sea el Karma no te va a ayudar. El Karma, sin embargo, si funciona, a mi forma. Si eres imbécil te pasarán cosas imbéciles y si no eres imbécil no te pasarán cosas imbéciles.

La sobreinformación es tu peor enemigo. Sobreinformarte lo que hace es bloquearte. Para ser un buen futbolista no puedes leer libros y libros y libros sobre fútbol. Para ser un buen cantante no puedes leer libros y libros y libros sobre canción. Para controlar lo que quieras en tu vida no puedes leer libros y libros y libros sobre psicología. Sí lees demasiado te aíslas de la realidad y vives en la ficción. El mundo real no es como el de los libros así que apártate de ellos.

No te fíes de los anti-gurús. Desde hace algún tiempo ha empezado una tendencia de criticar a los gurús de la autoayuda. Antes de que me señales como uno de ellos te diré que la diferencia es que yo lo digo en serio y ellos no. Bueno, vale, eso solo no vale. Te daré un argumento mejor. Ellos ofrecen lo mismo que critican pero asegurando que lo suyo si que funciona. Ofrecen métodos para ser felices por 60€ (el método funcionaría mucho mejor si los 60€ los dieran ellos) criticando al gurú de turno que vende algo parecido por 100€ y encima les tienes que dar las gracias por no cobrarte 100€ y solamente cobrarte 59,95€.

Por tanto. Hay muchas personas con grandes sonrisas que quieren destruirte para conseguir tu dinero. A esos imbéciles no les importas así que despierta antes de que tenga que ir a tu casa a darte un tirón de orejas y a invitarte a un café después. Ante la duda, desconfía.

Retazos:

¿Te ha sido útil?. Por favor hazme saber en los comentarios sobre qué te gustaría leer más.

La basura en la basura. No caigas en la espiral de consejos basados en una falsa psicología porque te imbeciliza. Con algo de tiempo leyendo psicología te darás cuenta de qué es lo bueno y qué es lo malo pero sí no, pregúntame, que en menos de cinco segundos sé si algo es bueno o no.

Mándame un mensaje

En este blog no hay comentarios. Cada semana contesto por email los mensajes que me enviáis con un café y una sonrisa.