Perseverancia: Esto lo tienes que leer, a mí me cambió los esquemas

Escrito a mano por Vic Blázquez

SIN LA REGLA 369

Este artículo forma parte del blog antiguo y por eso no sigue la regla 3·6·9

Puedes comprpobar la diferencia leyendo el nuevo blog.

Descubre la regla 369

Si hay una gran diferencia entre alguien que consigue lo que quiere y alguien que no, es la perseverancia. La perseverancia es lo que te va a asegurar conseguir las cosas difíciles. Y aunque leyendo esta palabra puede parecer un artículo aburrido, vas a ver que no.

¿Esto de qué te sirve a ti? Lo que quiero es que seas capaz de proponerte cosas y no echarte atrás a mitad de camino. Me da igual que sea para estudiar, para trabajar, para perder peso o para aprender idiomas. Dejar cosas a medias es algo que a mí me ha pasado mucho y al final he llegado a mi propia forma de conseguirlo. Y te la quiero enseñar.

MI FORMA PARA TENER PERSEVERANCIA

Si quieres ser perseverante vas a tener que decirle a tu mente que es una cuestión de actitud. Tu mente puede alzarte o enterrarte así que mejor que te lleves bien con ella. Para eso hay ciertos trucos que pueden facilitar a tu mente que no tire la toalla.

(Ver vídeo antes de continuar)

  1. MENTALIZARTE. El primer error y lo que hace tirar la toalla a mucha gente es la mala gestión de las expectativas. ¿Qué quiere decir esto?. Que no te mentalizas bien sobre lo que quieres. Si quieres correr una maratón tienes que preparar a tu mente de las horas de entrenamiento y no pensar que es ponerte las zapatillas y empezar a correr.
    .
  2. IR DE MENOS A MÁS. Si quieres correr una maratón por primera vez, no puedes empezar el primer día corriendo los 42 kilómetros. Tienes que empezar con poco, para que tu mente vea que eres capaz e ir aumentando la dificultad poco a poco. Así, cuando te exijas más, será porque puedes con más.
    .
  3. PREMIARTE. Tu mente necesita ver que vas consiguiendo cosas. Sea lo que sea. Y para eso necesitas premiarte. Premiarte puede ser comer tu comida favorita cuando consigues cumplir con algo que te habías propuesto. Irte por ahí a despejarte. Hacer un viaje. O algo mucho más sencillo, comerte un bombón..

Pincha aquí para saber cómo lograr estos 3 pasos sin equivocarte

A parte de la teoría, quiero que sepas cómo lo he utilizado yo en mi día a día. Quiero que sepas la práctica. Porque al fin y al cabo, no sirve de nada que sepas mucha teoría si luego no la usas para mejorar tu vida.

CÓMO PUEDES APROVECHARLO TÚ

Perseverancia--Mi-forma-de-conseguirlo-2

Te voy a contar exactamente cómo empecé este blog y cómo he utilizado los 3 puntos de arriba para no perder la perseverancia.

Cuando decidí empezar el blog supe que tenía que estar dispuesto a escribir cada semana, durante años. Eso significaba que no me valía con escribir 3 artículos y luego esperar a que me llegara la creatividad. En mi caso yo siempre había escrito en cuadernos, en otros blogs y cuando me aburría en clase pero no a nivel profesional. Algo profesional necesita unos máximos de calidad y yo tuve que mentalizarme de que iba a tener que cumplirlas siempre.

Como nunca había escrito buscando la calidad (con referencias a libros, simplificando, haciendo que sea fácil de leer…) decidí que escribiría una vez por semana sobre cosas sencillas. Así me acostumbraría a la dinámica de escribir y no me saturaría. Al principio tenía muchas ideas y si por mi hubiera sido habría publicado un montón de artículos en una sola semana. ¿El problema?. Que siempre hay rachas con menos inspiración. Y es en esos momentos cuando tengo que aprovecharme de los artículos que escribo y no publico cuando estoy inspirado. Es como con el dinero. Si gastas todo cuando lo tienes, lo pasarás mal cuando vengan los malos tiempos.

En cuanto acabe este artículo me está esperando una tarrina de helado. ¿Por qué?. Porque me lo merezco. Así relaciono escribir como algo bueno en vez de como algo frustrante. Ya que este tipo de artículos me lleva muchos días de trabajo, cuando consigo mi premio me dan ganas de seguir trabajando.

¿Te fijas? He hecho muchas cosas mal con el blog pero he conservado la perseverancia. Nunca he sentido las ganas de dejar el blog. Cuando he tenido menos tiempo, tenía artículos preparados de antes, y cuando he tenido más tiempo, he preparado artículos de mucha calidad. Así, siempre, tengo cosas que funcionan y que pueden interesarte con la máxima calidad.

Mándame un mensaje

En este blog no hay comentarios. Cada semana contesto por email los mensajes que me enviáis con un café y una sonrisa.